Saltar Navegación
www.aragonaire.es Gobierno de Aragon

Esta web utiliza cookies para mejorar la experiencia de uso. Puede encontrar más información aquí »

¿Cómo se mide? Método gravimétrico de referencia y equipos automáticos

Debido a la heterogeneidad de la mezcla de especies en el PM, el parámetro que se controla es la concentración en masa de PM en aire ambiente. En concreto en la legislación actual sobre calidad del aire existen valores normativos para las fracciones PM10 y PM2.5.

Método gravimétrico de referencia:

El método de referencia para la determinación de los niveles de PM10 y PM2.5 es el gravimétrico. Este método consiste en el muestreo de aire ambiente durante 24 horas a caudal fijo que se hace atravesar un filtro donde se retiene el PM (imagen 5). Un cabezal de corte seleccionará la fracción del material particulado que interese (PM10, PM2.5,…). Restando el peso del filtro tras el muestreo y previamente al mismo (en blanco) y dividiendo por el volumen total del muestreo se obtiene la concentración.

Las especificaciones concretas y detalladas de todo el proceso de medida aparecen en dos normas UNE-EN europeas:

  • UNE-EN 12341:1999 "Determinación de la fracción PM10 de la materia particulada en suspensión. Método de referencia y procedimiento de ensayo de campo para demostrar la equivalencia de los métodos de medida al de referencia",
  • UNE-EN 14907:2006 "Método gravimétrico de medida para la determinación de la fracción másica PM2.5 de la materia particulada en suspensión".
Filtro sobre el que se ha muestreado material particulado atmosférico.
Imagen 5. Filtro sobre el que se ha muestreado material particulado atmosférico.

Existen una serie de equipos captadores que son de referencia según las normas UNE-EN 12341 y 14907. Asimismo, también existen captadores gravimétricos que no siguen estrictamente lo especificado en las normas pero que pueden ser considerados equivalentes a referencia si superan un estudio de equivalencia que viene descrito en las propias normas.

Equipos automáticos:

También existen equipos automáticos de partículas que se utilizan en el control de la contaminación atmosférica. El principio de medida (atenuación β, microbalanza oscilante o dispersión láser) de estos monitores no corresponde con el de referencia y por ello deben ser intercomparados con un captador de referencia para, por un lado, obtener un factor de corrección de las medidas automáticas y, por otro, controlar las posibles derivas o inestabilidades de los monitores.

Al margen de los parámetros PM10 y PM2.5, la legislación establece valores límite para una serie de contaminantes cuyas concentraciones deben ser calculadas tras captación de muestras de PM10. Más en concreto, la determinación de las concentraciones de metales como el Plomo, Cadmio, Arsénico, Níquel y el, Benzo(a)pireno, compuesto indicador de la concentración de hidrocarburos aromáticos policíclicos, se hace mediante análisis de filtros de PM10.